Tulum

La ciudad recibía en la antigüedad el nombre maya de Zamá (que significa en maya “amanecer” o “mañana”) y el actual, Tulum (que significa en maya “palizada” o “muralla”, nombre usado cuando la ciudad ya se encontraba en ruinas), se refiere a la muralla que la rodeó, constituyéndola en un importante fuerte para su defensa. Por los numerosos registros en murales y otros trabajos encontrados en los edificios de la ciudad, se tiene considerado que Tulum fue un importante centro de culto para el llamado "dios descendiente". 

Aunque se han encontrado inscripciones que datan de 564, la mayor parte de los edificios que se aprecian hoy en día fueron construidos en el período postclásico de la civilización maya, entre los años 1200 y 1450.

Turismo

El sitio arqueológico es muy compacto, sobre todo comparado con otros sitios arqueológicos mayas. Está situado sobre un promontorio a la orilla del Mar Caribe y es uno de los sitios mayas mejor conservados, rodeado por los importantes sitios y desarrollos turísticos de Riviera Maya, que se extienden desde Cancún al norte, hasta Tulum al sur. Por estas razones, Tulum es el tercer sitio arqueológico más visitado de México, solo por detrás de Teotihuacán y Chichen Itzá A 10 minutos de Tulum, viajando hacia el Norte, se localiza Xel-Ha actualmente nombrado "Maravilla Mundial", parque con actividades ecológicas como nado con delfines, kayakas, snuba, sea Trek, Trepachanga, rio, meliponario y vivero, mientras que la vista del mar también tiene un faro. Más al Norte se localiza el parque eco-arqueológico Xcaret donde se encuentran las ruinas de la antigua ciudad maya de Polé, que cuenta con: una muestra de flora y fauna regional con tortugas marinas, flamencos, guacamayas, jaguares, un mariposario, un acuario de arrecife de coral, orquídeas y bromelias. Además existen grutas y ríos subterráneos para ser explorados o realizar snorkeling, snuba y sea trek en sus arrecifes de coral. Uno de los más grandes atractivos en Tulum son los cenotes, grandes pozos de agua dulce con muchos años de antigüedad donde se han creado estalagmitas y estalactitas. 

 

El Castillo es el edificio más sobresaliente por su ubicación (construido sobre la roca a 40 pies de la playa) y su fachada de templo superior, la cual está decorada con columnas serpentinas, mascarones zoomorfos y una deidad descendiente. Como su nombre lo indica, en el Templo del Dios Descendiente se puede observar la figura de una deidad alada que baja, ícono principal de la ciudad. El Templo de los Frescos se encuentra adornado con murales que parecen reproducir códices, decorado con pinturas de color verde azuloso sobre un fondo negro. La Casa de las Columnas y la Casa del Halach Uinic están ubicadas en la calzada principal, ejemplos importantes de la arquitectura residencial de Tulum. Disfrute una hermosa vista al mar desde el acantilado, donde puede observar a la fauna de la región o disfrutar del mar Caribe.